Descubre Mugaritz

I + D

Naturaleza e imaginación hasta sus últimas consecuencias

09/06/2006

Cuando se cumplían 75 años de la muerte del ornitólogo húngaro Gyula Madarâsz, Andoni Luis Aduriz y el ilustrador José Belmonte interpretaron sus escritos y recrearon gráficamente sus bestias para llevarlas hasta sus últimas consecuencias, es decir, allí donde acaba todo animal verdadero que presuma existir: en la cazuela 

Los cuadernos de Madarâsz recogían más de 150 bestias, de las que una treintena fueron interpretadas para esta publicación, que también dio pie a una exposición en el Koldo Mitxelena de San Sebastián.

La obra del húngaro, sarcástica, apasionada e imaginativa, nos mostró el camino: escudriñar lo obvio, rascarlo y voltearlo cuantas veces haga falta, hasta que de la piedra brote la chispa.  Como bien dice el dicho de los Tuholi, esa tribu que él tanto admiró, "el hombre que tiene paciencia debe saber cocer una piedra hasta hacerla hablar". 

Conoce más sobre...